Identidad racial

En inglés existe un concepto "passing" que alude a la identidad racial y más a un miembro de un determinado grupo racial que adopta medidas o acciones características de otro grupo racial sólo para que sea aceptado por el segundo. Durante mucho tiempo, se usaba este término para referirse a personas que tenían un fondo racial mixto y lo más característico fue que intentaban asimilarse a la mayoría blanca ¿por qué? Por una serie de razones que resultan bastante obvias.


Aunque se ha demostrado que la raza no influye en la anatomía (especialmente en las actividades cognitivas) del hombre, la importancia que se da al color de la piel aún persiste en nuestra sociedad. Hay teóricos que dicen que los blancos automáticamente se aprovechan de la "blancura" sin darse cuenta; es decir, ser blanco significaba no sólo tener un estatus social bastante alto, pero se interpretaba como un derecho legal. En el momento que uno tenía alguna gota de sangre africana en sus venas, a esta persona se le situaba por debajo de los blancos, y lo que es peor, su condición pasaba de ser  un ser humano a un esclavo. En otras palabras, ser blanco no sólo era un privilegio pero una propiedad legal en la sociedad, sobre todo norteamericana.


Con eso emerge la idea de la pureza sanguínea: hubo una constante ansiedad en la identificación de los blancos, porque la apariencia puede engañar. Así pues, se procedía a estudiar los árboles genealógicos de toda la población norteamericana para segregarla. Todo ello supone atribuirle un gran significado social al concepto de la raza, y surgen consecuencias e implicaciones que resultan inevitables para los afroamericanos.
Hay quien dice que la raza es un concepto que simboliza conflictos e intereses sociales, sólo refiriéndonos a tipos de los seres humanos. La raza no se ve como una esencia de cada ser humano, sino una construcción artificial  que define el poder, la interacción social y, aún más notable, la formación de la identidad de las personas.

No voy a adentrarme en las asociaciones raciales que tienen las personas, pero es interesante ver el siguiente anuncio:

Mhm, se vinculaba la blancura con la civilización, cultura y educación; mientras ser negro significaba ser primitivo, salvaje y no obedecer las leyes (muy victoriano). Ahora bien, tal y como mencioné anteriormente, el movimiento artístico del renacimiento de Harlem, no hice hincapié en el objetivo de los teóricos de aquella tendencia literaria y es que intentaron representar el primitivismo como algo relacionado con la creatividad y espontaneidad. No obstante, antes de esta bella perspectiva que nos proporcionaron los autores afroamericanos, existía el punto de vista más discriminatorio: ser salvaje aludía a no ser civilizado, y así es como se veía la población afroamericana durante muchos años: como seres sin coordinación alguna.

Ahora bien, eso fue hace muchos años, y algunos piensan que hoy en día, la noción de la raza no es relevante en nuestra sociedad. Mentira. Os lo demuestro con una serie que sacó FX Networks en 2006 llamada "Black. White.", y básicamente la serie consiste en presentar dos familias: una blanca y otra afroamericana, que cambian de su respectivo color (evidentemente, artificialmente, a través del maquillaje). El resultado es el siguiente:


¿Quién es quién?

3 comments:

Sr. A. dijo...

Está increíblemente bien conseguido el cambio 'racial' de las familias... sobre todo el chaval negro. Realmente lo transforman.

@_@

El problema realmente no es la raza, si no el dinero. Desde un punto de vista del vulgo (ya sabes que yo, en general, desprecio a todas las razas por igual. Generalmente considero que el ser humano es miserable e infecto, independiéntemente del tono de su piel), la raza es importante.

Pero, siendo realistas, es mucho más grave el problema económico. La diferencia entre 'un nigga' y 'Mr. Obama', la diferencia entre (aunque no sea racial) 'un marica' y 'un homosexual' o la diferencia entre 'la panchita que cuida a la abuela' y 'doña Concha Mirelles' (nombre ficticio) es el estatus económico que posea. Y el grado de poder que esto acarrea, claro está.

Al fin y al cabo, también existe otro término en EEUU denominado 'White Trash', que demuestra que la basura no es solo negra: es pobre.


PD: Otro aspecto a analizar sería la absurda razón que nos lleva a pensar que necesariamente el término "civilización" implica algo positivo y el término "tribal" algo negativo. Personalmente, considero que la palabra "civilizado" es tan insultante como "aburrido" o "normal". Prefiero ser escoria o un paria antes que un aburrido señor civilizado.

Edyta dijo...

Estoy de acuerdo en la efectividad del cambio "racial" de los participantes. Es más, hubo muchísimos comentarios acerca de la niña, diciendo que está muchísimo más guapa después del cambio.

Ahora bien, acerca de las luchas de clases sociales: sí, también estoy de acuerdo. Incluso autores como Michael Gold o Richard Wright lo reconocen, pero mi siguiente paso era "pretender ser del otro grupo" para por supuesto adquirir algún tipo de beneficio económico, es decir deben adoptar algunas características visuales que les permitan acceder a esas "comodidades sociales" de los que los blancos disfrutan.
Así que al fin y al cabo, si eres rico, debes visualizarlo, o mejor dicho, exteriorizarlo: por eso esa "asimilación" es importante en la sociedad norteamericana, y la necesidad de ello.

Acerca del PD...creo que eras tú el que asociaba la palabra 'civilización' con algo peculiar...pero no me acuerdo en concreto con qué...

Sr. A. dijo...

Normalmente asocio el término "civilización" con respetados jubilados suecos follándose a niñas tailandesas durante sus vacaciones de verano. Así, a grandes rasgos.

O, si tengo un día más suave, lo asocio sencíllamente a una acumulación de personas aburridas.